Blog Glassur

¿Cuáles son los envases para alimentos más ecológicos?

Introducción

Muchos son los aspectos a tener en cuenta cuando analizamos un envase según si es más o menos ecológico, así que nos hemos propuesto traeros una guía lo más extensa posible sobre este tipo de desechables y reutilizables para que podáis tomar la mejor decisión en base a vuestros propios criterios y necesidades.

Y es que este tipo de envases ecológicos, más respetuosos con el medio ambiente, son cada vez más una tendencia; tanto es así que hasta se ha llegado a cambiar la normativa en relación al plástico en toda la Unión Europea y por fin recientemente en España, para ayudar al usuario a estar más concienciado y saber mejor qué es lo que está comprando.

¿Qué es un envase ecológico alimentario?

Definición

Un envase ecológico alimentario es un recipiente que se utiliza para la conservación y transporte de todo tipo de alimentos y que además se ha fabricado de un modo que garantiza una reducción del impacto sobre el medio ambiente.

¿Qué se considera ecológico? Tipos

Un envase ecológico, por tanto, se considera como tal cuando al fabricarse o producirse no se utilizan compuestos químicos perjudiciales para el medio ambiente, es decir, nuestro entorno natural. Ahora bien, dentro de este tipo de envases, existen diferentes grados que pasaremos a analizar a continuación.

Reutilizable

Como su palabra indica, los envases reutilizables son aquellos que soportan como mínimo una reutilización del mismo de hasta 5 veces, soportando tanto el lavado como el calor que puede tener el alimento/líquido en sí. Además, ha sido testeado por los fabricantes para que así sea y debería ser mencionado en el producto de alguna forma.

Se considera por tanto ecológico porque ayuda con uno de los principios de la famosa regla de las Tres R: Reutilización, Reducción y Reciclado.

Algunos materiales de envase para alimentos que se considera reutilizable podría ser: Polipropileno, Poliestireno… Más abajo te contamos sobre los distintos tipos de materiales: ventajas y desventajas de cada uno, para ayudarte en tu toma de decisiones.

A pesar de considerarse ecológico según la terminología, para nosotros este tipo de envases son los menos respetuosos con el medio ambiente ya que, a pesar de ser reutilizables, creemos que no todo el mundo acaba realmente reutilizándolo tantas veces.

Biodegradable

Se conoce como biodegradable a un producto que, mediante el proceso de biodegradabilidad, puede descomponerse en los elementos químicos que lo conforman bajo condiciones ambientales naturales. Esto lo hace cambiando su estructura a nivel físico y químico hasta que quedan los elementos que lo componen y regresan al medio ambiente.

Por tanto, técnicamente hablando, casi todos los envases acaban biodegradándose, pero lo que realmente nos interesa es el tiempo que tarda en que esto ocurra, ya que cuando menos tiempo tarde, más ecológico se considera: no es lo mismo que un producto se biodegrade en 2 años que en 2 semanas.

Algunos ejemplos de materiales biodegradables de envases son: cartón, madera o bambú, Pla o almidón de maíz… Más adelante te contamos todos los materiales de envases para que puedas tomar la mejor decisión.

Compostable

El término compostable podría definirse como aquellos envases de alimentos que al biodegradarse producen compost, es decir, que se degradan biológicamente produciendo CO2, agua, compuestos inorgánicos y biomasa sin generar ningún residuo tóxico. Este compost, se utiliza después como abono para plantar, de ahí que este tipo de envases para alimentos sean los más ecológicos.

Por tanto, todos los envases compostables son biodegradables, pero no todos los envases biodegradables son compostables.

Un aspecto importante sobre los envases compostables es que, no por tener esta propiedad de biodegradabilidad rápida y la facilidad de producción de compost, pueden arrojarse al suelo de cualquier manera, ya que esto no nos asegura de ninguna manera que se biodegrade correctamente. Se debe, por tanto, reciclar para que vaya a parar a una planta de compostaje, de forma que puedan utilizarse en la agricultura.

Algunos materiales de envases considerados compostables podrían ser: pulpa de caña de azúcar, hoja de palma, bambú…

¿Por qué elegir envases ecológicos para alimentos?

Si has llegado hasta aquí, sabrás por lo que te acabamos de comentar que, al elegir un envase ecológico logramos que haya un menor impacto ambiental, ayudando así a nuestro planeta.

Pero es que, además, el uso de este tipo de envases es cada vez más demandado y mejor visto por la sociedad. Muchos son ya los que, cuando buscan dónde comprar, lo hacen con un criterio de búsqueda más específico teniendo esto en cuenta, sumándose así al cambio.

Además, cuanto más comúnmente utilizado sea, más barata será su producción y por tanto menor será su coste.

Ventajas

Por tanto, las principales ventajas que conseguimos al utilizar este tipo de envases ecológicos son:

  • Ayudar al planeta en el que vivimos, reduciendo nuestro impacto medioambiental.
  • Mejorar la imagen de nuestro negocio, demostrando que somos una empresa que se preocupa por el medio ambiente, lo que agradecerán nuestros clientes.
  • Si centramos nuestras comunicaciones en demostrar que efectivamente somos más ecológicos, apareceremos en este tipo de búsquedas, cada vez más demandadas, logrando así una mayor visibilidad.
  • Nos aporta un pequeño toque de modernidad: a pesar de que debería ser algo básico en nuestra sociedad, los envases ecológicos todavía se consideran algo relativamente “nuevo”, especialmente aquellos materiales más actuales.
  • Aumentar nuestra tranquilidad: aunque recientemente ha habido un avance en cuestión del uso del plástico de un solo uso, la normativa irá cambiando poco a poco por lo que, usando este tipo de materiales, nos aseguramos de estar cumpliendo con la normativa en todo momento y sin necesidad de estar actualizando nuestros productos constantemente.

Usos

Este tipo de envases ecológicos son comúnmente utilizados en empresas especializadas en take away o el delivery, empresas de cátering o eventos o en todo tipo de restaurantes que tengan servicio de comida a domicilio, que hoy en día son una amplia mayoría.

Desde ensaladeras, barquetas, vasos, portavasos, cubiertos… hasta envases para presentaciones como cucharas de degustación o copas pequeñas, barquitos, minicacerolas… Existe una amplísima variedad de envases que pueden ayudarte en tu negocio, con diseños tanto originales como sencillos, todos ellos efectivos y respetuosos con el medio ambiente.

¿Qué debes tener en cuenta a la hora de elegir un envase ecológico para alimentos?

Existe una amplísima cantidad de aspectos a tener en cuenta a la hora de decidir qué tipos de envases ecológicos nos pueden ayudar mejor a reducir nuestro impacto medioambiental y a la vez ayudar a nuestro negocio. Para ayudarte a decidir, te dejamos un listado de los principales materiales con los que se hacen los envases ecológicos, así como los certificados más comunes que se utilizan actualmente para asegurar que el producto es ecológico ¡Vamos con la lista!

Materiales: tipos, ventajas y desventajas

Cartón

Entre los envases ecológicos para hostelería más utilizados encontramos el cartón blanco, el cartón Kraft y el cartón corrugado, entre otros. Generalmente fabricados de forma 100% ecológica e incluso muchas veces producidos a partir de cartón reciclado o fibra recuperada, evitando así la tala de bosques. Más adelante te contamos los sellos que incluyen estos materiales y qué indican cada uno.

Además, al ser básicamente celulosa, su tiempo de descomposición es escaso: 1 año. Si el ambiente es lluvioso y se encuentra en la superficie, su biodegradación se acelera. Eso sí, hay que tener en cuenta que, generalmente este tipo de envases, al ser para alimentos, requieren de otro componente para soportar las grasas y aceites de los alimentos, por lo que, cuando compremos este tipo de envases, hay que revisar qué sellos y certificaciones incluye para asegurarnos que sea 100% compostable o al menos biodegradable.

  • Ventajas
    • Biodegradables y compostables
    • Fácilmente personalizables, lo que ayudará a que tu marca/negocio sea recordado
    • Ligeros y fáciles de transportar
    • Amplia variedad de estilos y diseños
    • Fáciles de almacenar, ya que pueden ser doblados
  • Desventajas
    • Aunque hay diferentes grados de resistencia, el cartón por norma general no es un material extrarresistente y suele necesitar de otro material para ayudar a conservar los alimentos que contiene. Con la nueva normativa sobre los desechables de un solo uso, este tipo de envases (generalmente vasos) incluyen un sello que indica que se incluye plástico en el envase (representado con una tortuga, como veis a continuación)
    • Es altamente absorbente, y por lo tanto transfiere con facilidad la humedad y agua a su contenido.
Marcado CE para vasos desechables de un solo uso
Marcado CE para vasos desechables de un solo uso

Bagazo y pulpa

Este tipo de material para los envases y otros desechables como platos, boles y bandejas es muy popular en el sector de la hostelería actualmente. Y no es de extrañar ya que se trata de un tipo de material biodegradable y 100% compostable. Se compone generalmente de bagazo (o fibra) de la caña de azúcar, agua y un aglutinante natural, por lo que su producción no se solapa con la fabricación del azúcar, sino que es un proceso simultáneo, optimizando de este modo este recurso natural. También puede fabricarse mediante fibra de trigo o maíz.

Además, se degradan en tan solo 180 días. Para que os hagáis una idea en comparación, los residuos orgánicos se degradan en 28 días aproximadamente y el cartón, como os hemos mencionado, 1 año.

  • Ventajas
    • Proviene de fuentes renovables y son biodegradables y compostables 100%
    • De una sola caña de azúcar pueden fabricarse más de 50 platos, por lo que su proceso de fabricación necesita menos energía
    • Muy popular en hostelería, por lo que hay una infinidad de diseños y estilos
    • Aptos para el microondas
    • Resiste líquidos y aceites, por lo que no necesita de otro material para funcionar
    • No traspasa ningún compuesto químico a los alimentos ya que son materiales naturales
  • Desventajas
    • Es posible que estos envases no acaben en el lugar adecuado para transformarse en compost
    • El precio es algo más elevado comparado con el plástico

Hoja de palma

Uno de los materiales más respetuosos con el medio ambiente junto con el bagazo ya que se fabrica a partir de hojas de palma que se recogen del suelo, por lo que no es necesario el talado del ningún árbol. Con él se fabrican generalmente platos, bandejas y boles.

  • Ventajas
    • Proviene de fuentes 100% orgánicas y es biodegradable y compostable 100%
    • Resisten líquidos y aceites (6-8h) por lo que no necesitan materiales extra para funcionar
    • No traspasan ningún compuesto químico a los alimentos ya que proviene de materiales naturales
    • Aptos para hornos y microondas convencionales
  • Desventajas
    • Generalmente no se utilizan para el envasado de alimentos por lo que no es una alternativa para los envases de comida para llevar, pero sí para el catering.
    • El precio es algo más elevado que el plástico

Madera y bambú

Estos materiales se utilizan comúnmente tanto en boles, barquitos, platos como en brochetas y cubiertos en el sector de la hostelería. Menos utilizados en envases de comida. También son 100% biodegradables y compostables ya que desaparecen sin dejar residuos tóxicos y tardan alrededor de 3 años en biodegradarse.

El bambú, en concreto, no necesita fertilizantes, pesticidas ni riego para su cultivo y es la planta leñosa que más rápidamente crece en todo el mundo.
Además, una arboleda de bambúes libera al aire un 35% más de oxígeno que otros árboles. Y es muy flexible y resistente.

  • Ventajas
    • Proviene de fuentes 100% orgánicas y es biodegradable y compostable 100%
    • Resiste líquidos y aceites por lo que no necesita materiales extra para funcionar
    • No traspasan ningún compuesto químico a los alimentos ya que proviene de materiales naturales
    • Son aptos para el microondas
  • Desventajas
    • Pesan algo más que la vajilla de bagazo
    • No se utilizan en envases cerrados, generalmente, por lo que para este tipo de productos necesitaremos trabajar con otros materiales ecológicos
    • Debemos cerciorarnos a la hora de la compra en que la madera se haya extraído de bosques administrados de forma sostenible

PLA y CPLA

El PLA y el CPLA significa Ácido Poliláctico y Ácido Poliláctico Cristalizado respectivamente, un material natural, biodegradable y compostable que nace como respuesta al plástico de siempre en los envases alimentarios. Además, su producción requiere menos energía, lo que también ayuda al medio ambiente ya que se reducen un 62% las emisiones de CO2.

Comúnmente utilizado en vasos y cubiertos desechables para hostelería.

  • Ventajas
    • Biodegradable y compostable
    • Se puede personalizar fácilmente
    • Fácil de fabricar
    • Coste reducido
  • Desventajas
    • No se recomienda su uso en microondas

Reutilizables PS/PP/TRITAN/SAN/PP+TALC

Los materiales para envases y vajilla reutilizable como el poliestiereno (PS) y el polipropileno (PP) son rígidos y resistentes; el TRITAN, SAN y PP+TALC son más gruesos e irrompibles pero todos ellos se consideran y se fabrican para poder ser reutilizados varias veces, por lo que son aptos para el lavavajillas sin perder calidad tras múltiples lavados. Muy utilizados en el sector de la hostelería, este material permite una alta personalización en cuanto a colores y formas, permitiendo una amplia gama de productos.

  • Ventajas
    • Gran resistencia mecánica y química
    • El precio suele ser inferior a otros tipos de envases
    • Pueden reutilizarse varias veces, ayudando así a la regla de las 3R
    • Aptos para el lavavajillas
  • Desventajas
    • Estos materiales provienen del petróleo, una fuente cada vez más escasa

rPET y PET

El PET (tereftalato de polietileno) y el PET reciclado (rPET) es también un material muy utilizado para los envases en hostelería y se utiliza para una gran variedad de envases. Aunque proviene del petróleo al igual que el PS, según Greenpeace es la resina con las mejores características para el reciclado; de ahí que sea uno de los materiales que más se recicla en el planeta.

  • Ventajas
    • Uno de los mejores materiales para el envasado debido a su excelente transparencia, resistencia y flexibilidad
    • Fácilmente personalizables gracias a su superficie, que permite una impresión de calidad
    • Producido con ingredientes ecológicos, naturales
    • 100% reciclable y fabricado a través de PET reciclado 100% si hablamos del rPET
  • Desventajas
    • Como hemos comentado, proviene del petróleo, una fuente cada vez más escasa

Extracción y fabricación (producción sostenible)

Otro de los aspectos a tener en cuenta cuando queremos comprar envases ecológicos es la extracción de los materiales que se van a utilizar. Por ejemplo, si se trata de vajilla de madera, debemos cerciorarnos que la madera se haya extraído de bosques administrados de forma sostenible. ¿Cómo podemos hacerlo? Gracias a los sellos que se incluyen en los envases. Os dejamos un pequeño listado a continuación:

Certificación y sellos

Certificado FSC o Sistema de Certificación Forestal, que verifica que su gestión forestal tiene un impacto positivo en la conservación de las especies de fauna y flora. 

Podemos encontrar estos certificados en envases fabricados mediante cartón, papel y madera, es decir, evidentemente todos aquellos en los que se hayan utilizado árboles para su fabricación.

Certificados de DIN CERTCO

DIN CERTCO, es una organización alemana de certificación, que ha desarrollado distintos sistemas para certificar:

  • La biodegradabilidad y compostablidad de materiales plásticos.
  • El contenido de materiales renovables de un producto.
  • El contenido de material reciclado que hay en el producto.
OK Compost es una certificación de TUV Austria. Muy demanda por parte de las empresas, tanto en España como a nivel internacional, ya que su obtención garantiza la compostabilidad de sus productos.
Certificado PEFC de la Asociación Española para la Sostenibilidad Forestal

Muy similar al certificado FSC, PEFC es uno de los sistemas de certificación forestal más implantado en el mundo a escala global, que certifica una sostenibilidad forestal con perspectiva local, ayudando a proteger nuestros ecosistemas forestales.

Conclusión sobre los envases ecológicos

En definitiva, cuando estemos comprando envases ecológicos, existen diversos sellos y certificados que nos aseguran que efectivamente estamos comprando productos respetuosos con el medio ambiente.

Además, conocer su material, también nos ayuda a elegir correctamente un envase u otro. Esperamos que esta guía que os hemos preparado os ayude a conocer mejor los tipos de envases ecológicos que existen y cómo comprobar que efectivamente lo son.

En nuestra página web Glassur, puedes encontrar una gran variedad de envases ecológicos, tanto reutilizables como biodegradables y compostables. Y por supuesto, si tienes cualquier duda, puedes llamarnos en horario de oficina.

Os traeremos próximamente más artículos en nuestro blog de hostelería. ¡Hasta la próxima!

5/5 - (4 votos)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.